La crisis, que ha propiciado la búsqueda de descuentos por parte de los consumidores españoles, es el principal motivo de esta explosión, y no es de extrañar, teniendo en cuenta que comparar permite conseguir ahorros de hasta el 50% en las primas en los seguros de coche.

Consultar un comparador de seguros online a la hora de contratar la póliza del coche se ha convertido casi en una rutina entre los consumidores españoles. Como por arte de magia, en apenas dos años de existencia este negocio ha pasado de ser desconocido a tomar un peso de tal envergadura en el ramo del automóvil que está provocando una transformación sin vuelta atrás en todo el sector. La entrada en este negocio de grupos bancarios, como Santander, con el lanzamiento de Superbuscador, la guerra de precios o el cambio de los hábitos de consumo de los españoles son solo algunas de las consecuencias de su implantación.

El precio es una de las principales variables que las aseguradoras se han visto obligadas a modificar por la masiva influencia que están ejerciendo los comparadores en la decisión de los consumidores a la hora de contratar el seguro del coche. Y es que, según un estudio elaborado en colaboración con MillwardBrown, ya el pasado mes de septiembre más del 50% de los españoles consultó un comparador de seguros online antes de contratar una póliza de coches. De acuerdo con el estudio, este porcentaje es aún más alto si se compara con los usuarios que acuden directamente a la aseguradora.

La especificidad en el cálculo de los precios con la incorporación de nuevos criterios para determinar la prima (como puede ser el lugar de residencia del asegurado) es una de las consecuencias más destacadas de su popularización. Gracias a esta tendencia ha sido posible la llegada de los precios más personalizados.

La guerra de precios entre compañías, aún vigente, es otro de los efectos de esta nueva herramienta y el resultado también está siendo positivo para los consumidores, ya que ha obligado a bajar los márgenes de las aseguradoras, lo que se está traduciendo en precios más competitivos.

Lo que ha provocado la entrada en escena de los comparadores es una bajada del precio medio de las primas porque los españoles han reducido las coberturas contratadas. La crisis y el descenso de la capacidad de compra de las familias ha motivado el envejecimiento del parque automovilístico español (con más de cuatro años de antigüedad) y el resultado es que conductores con mayor cultura financiera contratan pólizas más básicas. Prueba de ello es que en estos momentos y gracias a esta nueva cultura de la comparación, ha aumentado el número de pólizas a terceros en su versión ampliada, que incluye la cobertura de lunas, robo e incendio, y las pólizas a terceros básicas de toda la vida, en detrimento de los seguros a todo riesgo. Incluso, se ha convertido en una práctica habitual contratar un seguro a todo riesgo que incorpore una franquicia que paga el asegurado en caso de siniestro para bajar el coste de la póliza. Por este motivo, la franquicia ha comenzado a ser un elemento mucho más flexible por parte de las compañías.

De la misma forma, otras coberturas también han pasado a ser más dúctiles, como la asistencia en carretera, la cobertura legal o el coche de sustitución, que ahora el cliente quita o pone de su seguro de acuerdo con sus necesidades y su capacidad económica, haciéndolo más a medida.

Otra de las consecuencias directas del influjo de los comparadores es la diversificación de productos por parte de las compañías. En este contexto de “mayor transparencia”, los consumidores han dejado de ser fieles a la compañía de seguros de toda la vida y esto está obligando a las aseguradoras a articular mecanismos para fidelizarlos. Si con un cliente tienes solo un producto, tienes un problema. Si tienes dos productos se reduce el problema. Esta convicción es, lo que ha impulsado a las aseguradoras de coches a entrar en otros ramos de seguros diferentes para fidelizar a los usuarios.

Mutua Madrileña es una de las entidades que ha seguido esta estrategia, apostando por otros ramos como el de hogar y aplicando incluso descuentos en otras pólizas cuando el cliente tiene ya una contratada.

Hasta los propios comparadores no se han podido resistir a esta nueva demanda, mucho más exigente en todas las áreas de actividad. Por eso, de comparar seguros de coche han entrado ya en la comparación de seguros de hogar, hipotecas o viajes, productos financieros y en el ramo de salud.

En expertoseguros.com le ofrecemos uno de los mejores comparadores de seguros online, para que en solo 3 minutos pueda comparar los mejores seguros a los mejores precios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × cinco =