¿Qué es la ortodoncia?
1 Marzo, 2013
Importancia de llevar casco de moto
1 Marzo, 2013
Mostrar todo

Seguro de caza de Pelayo

La caza es un deporte con una gran historia, que se practicaba desde tiempos ascentros y que hoy tiene una enorme cantidad de aficionados que salen a cazar en sus días libres para disfrutar del encanto y la pasi n que les genera este deporte.

Aunque sea una bonita disciplina, esta tiene un elevado nivel de riesgo, ya que para practicarlo se suelen emplear armas muy peligrosas y también animales que por su preparaci n pueden ser potencialmente peligrosos ante accidentes y
circunstancias imprevisibles.

No se puede evitar que a veces ocurran accidentes, pero si se puede
estar blindado para cuando algo ocurra poder tener un seguro que se haga cargo de reparar los daños producidos.

Pelayo tiene un seguro especializado para los cazadores, a los que dará una
serie de coberturas para que practiquen lo que más le gustan estando completamente protegidos.

A continuación indicamos las particularidades del seguro Pelayo, para cazadores:

Seguro de Responsabilidad Civil del Cazador de suscripci n obligatoria, y da os materiales y/o corporales.

Seguro de Responsabilidad Civil del Cazador de suscripci n voluntaria, que te garantizará las indemnizaciones que debas satisfacer a terceros por da os corporales causados a las personas.

Este Seguro te permitirá obtener tu Licencia de Caza.

Garantía opcional un Seguro de Accidentes Corporales por el que te garantizamos el pago de una

indemnizaci n por fallecimiento o invalidez permanente sufrido mientras realizas tu actividad de caza.

Además, Pelayo tiene en su seguro de caza unas excepcionales condiciones económicas y que por una mó dica cantidad dineraria anual pueden tener los beneficios que un seguro da a los cazadores para que estos, haciendo solo una pequeña inversion tengan las garantías de cualquier accidente cubierto y se puedan concentrar sola y unicamente en aquello que les gusta, que es la práctica de la caza en las distintas modalidades que existen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *