Seguros para defensa Juridica decenal
1 marzo, 2013
Seguro de caza de Pelayo
1 marzo, 2013
Mostrar todo

¿Qué es la ortodoncia?

Para el correcto crecimiento de los dientes y su situación idónea para el buen funcionamiento de los dientes y el masticamiento correcto, existe la ortodoncia, la cual se encarga mediante difrentes aparatos corregidores, de reparar las deformaciones varias del nacimiento y crecimiento de los dientes.

Esta rama de la odontología es cada día más frecuentemente utilizada pues además de aportar un beneficio a la salud de los pacientes al mejorar su calidad de masticar, también le da enormes beneficios estéticos al tener una dentadura correcta y en su lugar. Por lo que si crees que necesitas este tratamiento puedes preguntar en tu seguro médico dental si incluye este servicio.

Lo más frecuente es que la ortodoncia se realice en niños y jóvenes, aunque eso no quiere decir que a los adultos no se les pueda practicar, pero si que necesitan que sea más cuidadosa y lenta, ya que no se pueden realizar todos los movimientos deseados para corregir, debido a que la dentadura adulta es más rígida y podrían darse efectos adversos, como la pérdida de las raíces dentales, por eso, se debe acudir a profesionales con dilatada experiencia en estas labores, para dejar la reparación de la dentadura en buenas manos.

Este tipo de tratamientos suele tener un coste muy alto, que la mayoría de la personas no pueden permitirse el acceder a ellos, si no es con una financiación o con pagos a plazos, por eso, es recomendable para todas las personas contratar un seguro dental que garantice un cuidado y atención de toda su dentadura dándole una amplia cobertura que podrá variar según los productos que elija el asegurado a sabiendas de lo que hará uso en un futuro medio.

Los seguros dentales no cubren todo el coste de tratamientos más especiales, en los que entran las ortodoncias. Al tener un coste demasiado elevado, lo que se hace, es que se aplican diversas franquicias para cada tipo de tratamiento, con lo que el asegurado tendrá que abonar una parte del coste del tratamiento, que aun así, le saldrá mucho más económico que si lo hiciera por su cuenta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *